“Amor Redentor”: Una historia de Superación.

Vanessa Neira 7 de marzo de 2016 0 Comentarios

Comenzaré diciendo que creo que “Amor Redentor” es un excelente libro. Es una historia conmovedora, profunda, poderosa y que logró tocar mi corazón. Supongo que si alguno de ustedes es un lector más experimentado, rebatirán rápidamente esta declaración. Sin embargo, mi intención no es probarles que tengo razón, ni entregarles argumentos técnicos sobre narrativa y lingüística que prueben que lo que digo es cierto. Lo único que quiero es simplemente poder compartir cual fue mi experiencia al leer este libro, y entregarles parte de lo que para mí fue un hermoso viaje, al recorrer sus 383 páginas.

Antes de todo

Les recuerdo que no soy una experta en libros, no tengo estudios en literatura, ni pretendo hacer de este artículo una crítica, es más bien la humilde opinión de una simple lectora, a la cual han sorprendido, con un libro que estuvo guardado y empolvado en su biblioteca por más de dos años.

La Historia

Amor Redentor llegó a mis manos como el regalo de cumpleaños de una muy querida amiga, y desde ese día quedó olvidado en un estante de mi habitación, con la promesa de alguna vez ser leído. Fue en el verano de este pasado (2015), cuando aburrida busqué algo que me pudiera entretener y decidí comenzar a leerlo. Tan sólo al leer el prólogo quedé impactada, y desde entonces no pude detenerme hasta terminarlo. Es uno de esos libros que te atrapan, de los que te gustaría que fueran más largos o que tuvieran una continuación, o que por lo menos que existiera una película.

Este libro fue la primera novela escrita por Francine Rivers, luego de convertirse en cristiana, como su autodenominada declaración de fe. Fue publicado en diciembre de 1991, y constituye una adaptación de “Oseas”, uno de los libros de la biblia. Sin embargo, para que puedan entender mejor de que se trata esta historia, les transcribí el resumen escrito en su contraportada, que creo que es el mejor que he leído hasta ahora del libro:

California… la fiebre del oro, 1850. Una época en que los hombres vendían sus almas por una bolsa de oro y las mujeres sus cuerpos por un lugar para dormir.

Ángela no espera más que traición por parte de los hombres. Fue vendida a la prostitución de niña y sobrevive manteniendo vivo el odio que la consume. Lo que más odia son los hombres que la utilizan, dejándola vacía y muerta por dentro.

Entonces conoce a Miguel Oseas –un hombre que busca hacer la voluntad de su Padre en todo. Miguel obedece el llamado de Dios para casarse con Ángela y amarla incondicionalmente. Lentamente, día tras día, él afronta cada expectativa amarga de Ángela hasta que, a pesar de su resistencia, el corazón congelado por el odio comienza a derretirse.

Sin embargo, con el inesperado deshielo, aparecen también abrumadores sentimientos de indignidad y de temor, por lo que Ángela decide huir. Regresa a un pasado tenebroso, lejos del perseverante amor de su esposo y aterrorizada por una verdad que ya no puede negar: su sanación final tendrá que llegar de aquel que la ama aún más que Miguel… de aquel que nunca la abandonará.

Amor Redentor es un relato conmovedor basado en el libro de Oseas, que nos describe la historia de un cambio de vida gracias al amor incondicional, liberador y ferviente de Dios.

Este pequeño resumen nos acerca un poco a la historia, pero no logra describir el poderoso mensaje que encierra adentro. Algunos han descrito esta historia simplemente como una novela romántica, pero yo creo que enfrenta cuestiones mucho más importantes, y que aún generan conflictos en nuestra sociedad como la injusticia social, el rol fundamental de los padres y la familia, la auto-aceptación, la superación y el perdón, desafía nuestros propios prejuicios, y por sobre todo, contiene una grandiosa narración de cómo se manifiestan el poder, el amor y la gracia de Dios. Es un libro increíble, que nos lleva a través de un espiral de intensas emociones, hasta descubrir el verdadero amor: el amor redentor, de un Dios que nos ama incondicionalmente.

Aún para no Cristianos

Estoy segura que incluso aquellos que no comparten una fe cristiana, al leer este libro quedarán sorprendidos de encontrarse con una gran historia, pues sin considerar los temas bíblicos, guarda una gran riqueza e importantes enseñanzas respecto a la forma en que afrontamos nuestro pasado y nuestros miedos, cuando llegamos a un punto en que debemos decidir entre rendirnos y permitir que nos destruyan, o levantarnos para enfrentarlos. En realidad, supongo que cada persona que lo lea se identificará con distintos personajes y encontrará un mensaje propio y personal para sí mismo.

Antes de comenzar a leer el libro, busqué en el diccionario el significado de “redentor”, que proviene de “redimir”, que significa sacar o rescatar de la esclavitud a una persona. Espero que, si te has animado a leer este libro, lo tengas presente desde el comienzo, pues ésta no es sólo la historia de cómo Ángela fue rescatada de la esclavitud a la que se encontraba condenada, sino que también se encuentra reflejada la forma en que cada uno de nosotros fuimos o podemos ser rescatados de las propias cadenas que nos esclavizan, por el amor redentor de nuestro Dios.

Estoy muy agradecida de aquella amiga que me regalo este libro, definitivamente lo volvería a leer, pues significó un gran crecimiento para mi vida y madurez espiritual, por lo cual recomiendo completamente.

Por último, les hago llegar la dedicatoria de la autora, escrita al principio de este libro:

A los que sufren y anhelan”.


ULTIMOS
ARTÍCULOS

Iglesia