Amigos con Beneficios (Parte #2)

Juan Berrios 24 de marzo de 2014 0 Comentarios

Se trata de la Amistad

Cuando se trata de matrimonios, Al escribir esto, Grace y yo nos topamos con una idea que ha revolucionado nuestro matrimonio. Al compartirla creo que ha animado a otros muchísimo, y por eso nos alegra mucho compartirla con Uds. El matrimonio se trata de la amistad. Se trata de muchas cosas, pero se trata de la amistad.

Al estudiar para esta serie y esta campaña, leímos 187 libros sobre el matrimonio en su totalidad o en parte, y la mayoría eran de orientación cristiana. Ninguno dedicaba un capítulo o ni una porción significante de un capítulo a la amistad. Es como si todos los cristianos buscaron todos los pasajes sobre el matrimonio en la Biblia—lo cual es maravilloso—pero se saltaron todos los versículos sobre la amistad en lugares como Proverbios, como si la amistad y el matrimonio estuvieran en categorías completamente diferentes y no tuvieran nada que ver.

Empecé a estudiarlo históricamente. No pude encontrar ni una sola obra teológica importante escrita sobre la amistad desde el año 1,100 hasta ahora, año en el cual un monje escribió un comentario sobre la obra de Cicerón sobre la amistad. En toda la historia de la iglesia solamente un teólogo escribió extensamente sobre la amistad que fue Agustín en sus Confesiones en el Siglo V más o menos.

Empezamos a hablar sobre eso, y llegamos a la conclusión de que la amistad es muy importante para nuestro matrimonio y el de Uds. John Gottman, un sociólogo e investigador capaz de predecir el divorcio con una tasa de éxito del 90%, dice que tanto hombres como mujeres quieren exactamente lo mismo. Que los hombres y las mujeres son muy distintos pero tienen algo en común: En el 70% de los casos lo más importante para hombres y mujeres es que sus cónyuges sean sus amigos más cercanos y queridos.

Es posible poseer una gran teología sobre el matrimonio sin tener amistad. Es posible saber todos los versículos sobre estar al mando, y la sumisión, y el papel que desempeñan, y el género, sin tener amistad. Queremos que Uds. crean todo lo que la Biblia dice sobre el matrimonio y en su matrimonio queremos que sean amigos.

Eso empieza cuando uno es soltero y sale con alguien que es amigo de Jesús, y después se hace amigo de esa persona y construye esa relación basada en esas dos amistades.

Agustín define la amistad de esta manera en su libro Confesiones:

Es conversar, compartir un chiste, servirse mutuamente con obras de bondad, leer juntos libros bien escritos (¿Qué más esperarían de un teólogo?), compartir tanto lo insignificante como lo de mucha importancia, disentir, pero sin animadversión, como cuando uno disiente contra sí mismo. Y si rara vez hay un desacuerdo, condimentar las muchas conformidades; enseñarse mutuamente alguna cosa, suspirar por los ausentes con pena, y recibir con alegría a los que llegan

Permítanme hablarles de la amistad. Dios es Uno, en tres Personas. Lo que llamamos “la Trinidad”. Otra manera de entenderlo es que Dios es un amigo y tiene amigos. Dios mismo es un amigo y tiene amigos. Y Dios nos crea a su imagen y semejanza para tener amistad con Él y unos con otros.

Por eso en Génesis 2:18antes que entrara el pecado al mundo, Dios declaró que una cosa no era buena. «Y el SEÑOR Dios dijo: No es bueno que el hombre esté solo». Porque el hombre tiene a Dios arriba y la creación abajo, pero no tiene una compañera, una amiga a su lado para pasar juntos por la vida. La respuesta de Dios fue una esposa. Así que la primera amistad, la primera amistad humana en la historia del mundo fue entre un marido y una esposa.

Encontramos el mismo tema más adelante en Cantares 5:16, donde la esposa lo dice así: Da una definición maravillosa de la amistad. Textualmente dice: «Este es mi amado, y este es mi amigo». No se me ocurre una definición más hermosa del matrimonio: amante y amigo. O en el lenguaje nuestro: un amigo con beneficios. La mujer considera que su marido es su amante y su amigo.

¿Si están casados o comprometidos, cómo va su amistad? A escala de 1 a 10, cómo se evaluaría Ud. como amigo? ¿Cómo evaluaría su amistad? Lo que pasa a veces con los que tienen buenas intenciones es que acuden a la Biblia y hacen una lista de todas las cosas que él debe hacery de todas las cosas que ella debe hacer y tratan de hacer todo lo que aparece en la lista. Pero la verdad es esta: Si no son amigos, es algo muy triste. Puede que sea «bíblico», entrecomillas, pero no refleja la amistad amorosa que el Padre, el Hijo, y el Espíritu Santo tienen entre sí.

Queremos que Uds. se esfuercen por tener una mejor amistad, por la gracia de Dios. Primero con Jesús, y después el uno con el otro. Y queremos que empiecen a captar que cuando la Biblia habla del amor, un sinónimo del amor es la amistad. Por tanto, el consabido versículo que tantos cristianos conocen, «Maridos», ¿qué? «amad a vuestras mujeres, así como Cristo amó a la iglesia», Amor.

Podemos oír ciertos versículos y ciertas palabras tan a menudo que de repente dejamos de oírlas. Y esa palabra podría traducirse de esta manera. «Maridos, sean amigos con sus esposas, como Cristo es un buen amigo de la iglesia». Suena diferente, ¿no?

Hombres, permítanme sugerirles que así es como su esposa entiende la palabra «amor». En el contexto matrimonial, al oír «amor» ella lo entiende como un amigo querido’. Amigos, por eso es que el adulterio emocional es tan traicionero. ¿Saben qué es el adulterio emocional? Tener una amistad cercana con alguien del sexo opuesto. Su amigo más querido y cercano, su primer amigo humano, su amigo más íntimo, su mejor amigo se supone que debería ser su cónyuge. Dios dijo que no era bueno estar solos, y su respuesta fue el matrimonio.

Ahora, ¿qué pasa en nuestros días? La amistad es un término demasiado trillado. Si vas a Facebook, tienes muchos amigos. No, no es cierto. Todos ellos no traen un regalo a tu fiesta de cumpleaños, ni conocen los detalles íntimos de tu vida. Usamos ese término de una forma demasiado displicente.

Veamos la vida de Jesús. En Juan 15, Jesús llama amigos a sus discípulos. Jesús dice que pone su vida por sus amigos. Así que hasta cierto punto, todos los que han recibido a Jesús como Dios y Señor, son amigos de Jesús. Pero si contemplamos la vida terrenal de Jesús, en realidad solo tenía tres amigos íntimos y queridos: Pedro, Jacobo, y Juan. Están ahí en el monte de la transfiguración. Están en el huerto de Getsemaní. Están ahí en los momentos más íntimos de la vida de Jesús. Tienen acceso privilegiado a Él.

Podemos aprender de la vida de Jesús, que debemos ser amistosos con todos y tener pocos amigos, porque la amistad es cara. Requiere dinero, tiempo, energía, emoción. No podemos tener millones de amigos. Algunos de Uds. son muy extrovertidos, o trabajan en profesiones de ayuda como consejeros o maestros, o pastores, y podrían pensar: «Tengo muchos amigos». No, no es cierto. Tiene muchas relaciones, pero no todas esas relaciones son amistades.

Una amistad es una clase de relación específica. Solo puede tener unos cuántos amigos. Jesús tuvo tres. Tu primer amigo debe ser tu cónyuge, y después tal vez unas cuantas personas aprobadas por tu cónyuge por ser santas y serviciales, con quienes pueda estar en comunidad (esta parte fue dictada por mi esposa).

Y algunos de Uds. dirán, «Eso es lo que quiero. Quiero la amistad». Pero permítanme decirles que la gente puede entrar a la iglesia y juzgarlos a todos, y no ser muy amistosos. Entrar al grupo comunitario, y no ser muy amistosos. Andar por la vida y no ser muy amistosos. «Yo no tengo amigos». Esta es la clave para tener amigos: ser amistoso.

Les tengo un versículo Proverbios 18:24 dice, «El hombre que tiene amigos ha de mostrarse amigo». Nunca he visto una persona amistosa estar sola. He visto gente amargada estar sola. He visto gente sentenciosa, santurrona, estar sola. Nunca he visto una persona amistosa sola. Si quieren amigos, aprendan a ser amistosos. Si no creen que su cónyuge sea un buen amigo o amiga, no uses esta oportunidad para señalar sus fracasos, sino pregúntele a él o a ella, y a Dios, «¿Cómo puedo ser un mejor amigo?» y vean si no responden con lo mismo hacia a ti.


ULTIMOS
ARTÍCULOS

Iglesia